Sin categoría

El límite es el cielo ALPINISMO

Cuando el turismo y la aventura te llaman es imposible contenerse, sobre todo si eres una persona que se aburre muy fácil; México tiene montañas increíbles para explorar, respirar un poco de aire fresco y continuar. Es uno de los deportes de aventura más extremos y atrevidos. Como también sucede con el montañismo, la ascensión de las montañas supone un reto sin igual para el que debemos estar preparados, sobre todo psicológicamente. Pero también debemos conocer qué técnicas necesitamos en cada subida y qué material necesitamos.

Recomendaciones

La práctica del alpinismo exige algunas destrezas y habilidades, que hay que tomar en cuenta, si se desea vivir esta inolvidable experiencia.

Debido a que se trata de un deporte de aventura al aire libre, el alpinista debe contar con un vasto conocimiento técnico de las condiciones meteorológicas y morfológicas, de los distintos terrenos en donde se lleva a cabo la escalada.

También son importantes sus conocimientos geológicos, dado al constante contacto que se tiene con las rocas. Durante el entrenamiento previo, el alumno deberá desarrollar aspectos puntuales de su condición física.

Deshidratación en el alpinista

Es la primera causa o principal factor limitante en el rendimiento. La deshidratación en estos ambientes es fácil que se produzca ya que intervienen diversos factores desencadenantes, como pueden ser: la escasa humedad absoluta presente en las grandes alturas, la hiperventilación, producida no solamente por el esfuerzo realizado sino también por la falta de oxígeno en el ambiente, y el aumento de la frecuencia cardíaca experimentado. La deshidratación causa alteraciones hidroelectrolíticas y problemas para la termorregulación corporal, asociadas a fallos musculares y a congelaciones de las extremidades del cuerpo. A su vez, si el agua perdida no se repone correctamente, el líquido plasmático experimenta una reducción de volumen que, a su vez, incrementa todavía más la frecuencia cardíaca con el consecuente gasto de energía que ello comporta.

Hiponatremia

La hiponatremia es el descenso del nivel de sodio en la sangre y comporta graves riesgos para la salud. La hiponatremia aguda que es nivel bajo de sodio ocurrido en un lapso de tiempo inferior a las 48horas, es muy peligrosa y puede traer consecuencias tan graves como la disminución de la consciencia, desvanecimiento, coma, o muerte del alpinista. Los niveles de sodio en sangre pueden descender cuando la hidratación se realiza mediante agua sola sin la adición de sales minerales. Fundir nieve para hidratarse, pero sin añadir sodio al agua resultante, puede conducir a una hiponatremia. Llevar sobres de bebida isotónica o de sales minerales es fundamental para realizar unas pautas de hidratación correctas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *