¿Qué pasa en tu cuerpo si bebes más agua de la necesaria en tu día a día?

¿Sabías que el cuerpo humano puede sobrevivir hasta 7 días sin consumir alimento, pero sin agua solo puede resistir hasta dos días? esto se debe a que gran parte de nuestro cuerpo es agua.

 

 

El consumo de agua es primordial en nuestro organismo, ya que es la encargada de hidratar y mantener el equilibrio electrolítico dentro del cuerpo para su buen funcionamiento.

 

La importancia del agua reside en que esta lleva los nutrimentos a las células, ayuda a la digestión, elimina los residuos, mantiene los riñones sanos y aporta una hidratación constante a la piel, ojos, boca y nariz, lubrica las articulaciones, regula la temperatura corporal y el metabolismo.

 

Cuando se consume suficiente agua se puede retrasar el envejecimiento y mejorar enfermedades como diabetes, hipoglucemia (azúcar baja en sangre), artritis, sequedad cutánea y obesidad. Los riñones son los órganos que ayudan al cuerpo a eliminar residuos, y necesitan suficiente agua para hacer su trabajo de depuradores de deshechos. Para que todas estas funciones se realicen de manera adecuada, lo recomendable es tomar mínimo 2 litros de agua al día, pero existen casos como la temporada de calor y la actividad física, en la que el consumo de agua se eleva hasta los 3 litros diarios, esto para reponer lo perdido a través del sudor.

 

Cuando rebasamos la cantidad de agua necesaria para que el cuerpo realice las funciones principales de depuración, en este momento desencadenamos un proceso por el que en vez de eliminar solamente lo que nos sobra acabamos por expulsar otro tipo de sustancias necesarias para el buen funcionamiento del organismo, como las vitaminas y minerales. Este proceso es el que hace que se pueda originar una falta de nutrimentos.

 

También el exceso de agua puede acabar afectando a los riñones, y es que éstos son los depuradores del organismo, y por ellos pasa gran parte del agua que consumimos, pero no podemos olvidar que funcionan a un ritmo concreto, y que por lo tanto no tenemos que saturarlos, pues podemos hacer que se colapsen y no consigamos que funcionen correctamente. Para evitarlo es necesario que respetemos las cantidades de agua que debemos tomar al día, y consumirla de forma lenta y progresiva a lo largo de toda la jornada para que el cuerpo funcione perfectamente.

 

 

 

Agua Genius hidrata de manera uniforme a cada una de las células del cuerpo. Gracias al poder contenido en cada nanopartícula, es capaz de nutrir a tu organismo con vitaminas y minerales que favorecen la activación de las defensas naturales de tu cuerpo protegiéndote y llenándote de energía y vida.

 

La nanotecnología está revolucionando al mundo, nosotros revolucionamos el agua.

 

 


Bibliografía
Solera-Andrea, Aragón- Fernando, Deshidratación y Sobrehidratación Voluntarias Durante el Ejercicio en el Calor: Posibles Factores Relacionados. Revistas de ciencias de ejercicio y la salud, 2006.
Nutrición Hospitalaria, De la Deshidratación a la hiperhidratación, 2014 [en línea], [consulta: 08 de junio 2017]. Disponible en: http://www.redalyc.org/pdf/3092/309231665004.pdf